WaterBondage. Bondage atada dentro del agua. Encontramos este tramo de río soleado y ancho, de poca profundidad, pero el agua bajaba con fuerza de las montañas, y llevaba velocidad. En estos tramos es bonito hacer las fotos con la modelo a contracorriente, porque al encontrar el agua el obstáculo del cuerpo se levanta el agua, y crea esas típicas olas al chocar con la carne.

Decidimos que era un buen rincón para probar hacer una galería de este estilo, y la modelo se colocó de rodillas en el lecho del río, desnuda, con las manos atadas a la espalda y un arnés de cuerdas rodeando y atrapando sus brazos inmóviles contra el cuerpo. Pusimos la bola amordazada, y al estar la modelo contracorriente genera este efecto de olas y espuma y el agua alborotada al topar con la modelo.

"Atada sentada de rodillas en el río a contracorriente"

La corriente y el curso del río es irregular, y no salen nunca dos imágenes idénticas. El agua siempre crea formas distintas. Quizá, si se hicieran millones y billones y trillones de fotografías, a lo mejor podría salir dos idénticas, pero el ser humano sería incapaz de apreciarlas o encontrarlas. Nuestra vista y nuestros procesos cerebrales, en nuestra especie animal que es el ser humano, no tiene esta capacidad, y por eso se recurre a la tecnología. Yo no lo haré porque tampoco voy a tirar millones de fotos de una sesión ¡Sería una paliza de trabajar y escoger fotos! ¡Que bestia!

Suelo hacer en estos casos más mil fotos, que siguen siendo muchas fotos, pero es la ventaja que me ofrece la velocidad de mis cámaras, además de su calidad. Casi siempre son entre mil y dos mil fotos, siempre supeditados a las circunstancias de que no venga gente, no venga tormenta, y muchos otros factores que incluyen en el outdoor.

Todo salió perfecto, y elegí estas fotos para ilustrar la sesión y publicarlas en la galería. Quedó muy bien. La naturaleza siempre es bonita.