WaterBondage. Bondage atada dentro del agua. Vimos este tramo de río que, a pesar de ser profundo, es bastante tranquilo, y la corriente va calmada, sin hacer demasiada fuerza. Los ríos son muy cambiantes en su fuerza y sus profundidades, incluso en la misma zona y con apenas un par de metros de diferencia.

"Atada en el río con el agua hasta la cintura"

Era el lugar idóneo para hacer esas típicas sesiones de fotos que me gustaban al principio de nuestras aventuras, con el agua cubriendo hasta la cintura de la modelo, porque era una zona bastante segura, y el posado que se me ocurrió es de las poses que hacíamos hace muchos años, con los brazos atados y pegados a la esplada, las cuerdas rodeando los codos contra el cuerpo, una cuerda vertical para afianzar la tensión de las cuerdas, y amordazada, por supuesto.

Las cuerdas, al mojarse, pesan, y esa razón hace que se tenga que apretar mucho las cuerdas, porque si estuvieran un poco flojas se caerían y se moverían, pero igualmente he visto cuerdas que se pueden mover cuando el agua es muy fuerte, y por eso pongo la cuerda vertical, porque queda bonito como arnés y porque afianza la tensión y la colocación de las cuerdas.

Me gustaba la posición, y tampoco quería que la modelo fuera cambiando de posados, porque ella tiene mucha experiencia y sabe hacer muchos posados, pero nosotros hacemos fotos de lunes a domingo durante todo el año, y otras posiciones a las que podría cambiar me gusta guardarlas para otras sesiones fotográficas. Para esta sesión quería simplemente este enfoque y esta posición, en un día tranquilo y fácil, y ya me gustó. Salió tal como lo había pensado.