Outdoor Bondage. Hoy hemos hecho una galería bondage única y nunca vista, y que bien podría ser una metáfora de la masacre que ha sufrido la democracia en nuestro país y otros países en todo el mundo. Esta época histórica nos ha demostrado que nuestras democracias son débiles, erróneas e imperfectas, porque hemos visto cómo en democracia se han vulnerado los derechos fundamentales, se han aniquilado las libertades, se ha masacrado a la gente pobre, vulnerable, excluida, se ha traumatizado de por vida a menores, se ha instaurado una dictadura sanitaria autoritaria, se han agravado las desigualdades sociales, se han destrozado futuros, se han causado miles de muertes, yse han esclavizado al pueblo y a las nuevas generaciones a su obediencia y sumisión.

¡Allá cada uno con su conciencia! Yo no he aplaudido ni un sola vez. Yo no he obedecido ni un sólo segundo ninguna orden de la dictadura sanitaria, y la historia reescribirá la verdad de estas fechas, y estoy seguro que va a ser completamente diferente al texto que hoy en día proclama y difunde el servil periodismo. ¡Completamente seguro!

La galería en cuestión es la modelo atada en el establo de una cerda, y os voy a explicar cosas de los cerdos que no sabéis.

"Los cerdos son animales grandes"

Lo primero que os cuento es que un cerdo es un animal grande. No es el cochinillo de los dibujos animados o de los platos de mesa. ¡No, no, no!. Yo he llegado a ver cerdos de 250kg, gigantescos, pero el cerdo de la foto no se acerca a este peso. Más o menos no llega este cerdo a los 150 kilos el de la foto, y no es un cerdo. Es una cerda. Concretamente, es un cerda de cría. Es decir, no son los cerdos destinados al consumo humano. Son las cerdas para criar y parir cerdos..

"Los cerdos se usan como sinónimo de guarro hablando"

La palabra "cerdo" se usa para referirte a una persona cuando es muy guarra o sucia, porque los cerdos siempre se dicen que se revuelcan por la mierda. ¡Vamos a intentar ser más exactos! También las vacas son muy guarras, si lo miramos así. Las vacas son una máquina de cagar y mear, y pisan por donde han cagado y les quedan las patas con se les seca los excrementos.

Del mismo modo, los cerdos hacen lo mismo. Aun peor, porque escarban con el hocico entre lodos y barros y mierdas, gracias a su extraordinaria capacidad olfativa. Su olfato es impresionante. Su hocico lo pueden mover en muchas direcciones, para percibir mejor las olores, pero sí, también son una máquina de cagar y mear, pero esa característica es propia de muchos animales en granjas. Ocurre también con los conejos y las gallinas, y requieren de limpieza y condiciones especiales, por si no estaría impracticable.

En mi familia, me acuerdo que ordeñaban vacas a mano cuando yo era pequeño. Eran otros tiempos, y me acuerdo de ver cómo entraban mis familiares en las cuadras de las vacas con botas de agua, porque había más de un palmo de mierda, y se hundían hasta los tobillos. Sólo había un pasillo de dos palmos limpio para cruzar la cuadra y salir al exterior, y yo pasaba por allí. Hoy en día esa cultura y esas costumbres se han extinguido y aniquilado, porque sería incluso ilegal en las épocas presentes, pero en aquellos tiempos era cultural y hereditario en generaciones. ¡Ahora ya no! Ese cultura se exterminó.

Pero, teniendo en cuenta estos detalles, os voy a explicar otros detalles propios de los cerdos que les ha dado esa diferencia respecto a otros animales.

"Los cerdos son animales de los que no te puedes fiar y gritan mucho"

Los cerdos son animales de los que no te puedes fiar. Se ponen nerviosos y asustadizos cuando ven desconocidos, y son peligrosos. Los cerdos muerden, con unos mordiscos terribles si te pillan bien. Pueden arrancar carne y dejarte lesiones y cicatrices para toda la vida. Por esta razón la modelo ha de estar fuera del recinto de la cerda. Le hubiera atacado violentamente y le hubiera mordido. A veces están de mal humor, porque tienen estos cambios de humor, y atacan incluso a la gente que conocen. Siempre hay que ir con mucho cuidado con un cerdo.

Son gritones. Gritan mucho. Las vacas gimen muy fuerte cuando han parido, o cuando sienten algún peligro, pero suelen estar callados. Los cerdos son todo el contario. Son pasan el día gruñendo por cualquier cosa, ya de su propia naturaleza.

"Los cerdos se devoran entre sí y matan a sus lechones en algunos partos"

Ya desde pequeño vi con los cerdos imágenes terroríficos, pero me crie entre esas imágenes y sé que es parte de su naturaleza, pero a veces se muere algún cerdo, y cuando vuelves a mirar los cerdos ves que hay un cerdo muerto, y le faltan partes de su cuerpo o se le ven las tripas. Los cerdos son carroñeros, lo tienen en la genética, y se comen a trozos el cerdo muerto. Yo he visto cerdos muertos que les faltaba la mitad del cuerpo. Se cogían y se enterraban, y decir esto sonara a un espanto para la gente urbana de hoy en día, pero yo ya lo vi con tres años, y sé que eso es algo típico en los cerdos.

Sin embargo, hay todavía otra imagen más impactante en los cerdos, y se produce con las madres cerdas al parir. A veces hay cerdas que sienten dolor al parir, y antiguamente no se controlaban los partos de los cerdos como ahora. Era natural. Las dejabas parir, y ya al día siguiente veías la escena. Ocurría que había cerdas que parían con dolor, y descuartizaban a las crías recién nacidas. Te levantabas, entrabas en la granja, y aquello era el escenario de una matanza de película de terror sanguinaría. Los reventaban con su poderosa mordedura, sacudían los lechones, y tenías sangre salpicada por la pared, como si hubieras tirado un cubo de pintura, y los cerditos estaban hechos añicos, a trozos, partidos de pedazos. Eso hacen muchas cerdas al parir si las dejas sola, y la imagen no es apta para gente sensibles. Pero es su naturaleza.

"Las crías grandes matan a los lechones pequeños"

Los partos de las cerdas son muy variables en la cantidad de crías que pueden parir, y el abanico de número es muy amplio, comparado con otras especies. Como promedio aceptado, una cerda puede parir entre 5 y 15 crías, pero la mayoría de partos se acercan a las 10 crías. De todos modos, yo sé de una cerda que tuvo partos de 20 crías, pero no es habitual una camada tan numerosa.

Las cerdas no son como nosotros, que podemos decir tajantes que tenemos dos tetas, o dos pezones. ¡No! Utilizando el término "pezones", las cerdas tienen entre 12 y 14 pezones para amamantar a sus crías. Tienen los pezones en dos hileras, y tal como me enseñó el veterinario, los diez (cinco en una hilera y cinco en otra) que yo decía de pequeño en el centro son concretamente los abdominales. Tiene otros dos pezones en la zona inguinal, y otros dos en la zona torácica. Nunca he visto una cerda con 15 pezones.

Mama un lechón por pezón, pero se van intercambiando, y pueden amamantar a 20 lechones con 12 pezones, intercambiando, ¡que lo acabo de decir!, y aun así hay crías que no comen y mueren, pero la mayoría de veces mueren por los propios hermanos. Os diré por qué. Las cerdas no ayudan a sus crías a buscar dónde han de amamantar. ¡Ya se apañarán, dicen los cerdas! El primero que llega es el primero que come, y maman un montón, y eso quiere decir que el primero que come es el que se más rápido grande. Los demás han de buscar su sitio, pero el hermano mayor quiere cambiar de sitio, porque es así de caprichoso, y empuja a los pequeños y los echa del pezón. Comienzan entonces los cerditos a gritar todo el rato y dar vueltas como si fueran peonzas, y gritando sin parar, pero las madres pasan de todo. ¡Ni puto caso! No encuentran el pezón, los hermanos mayores no le dejan pasar, y muere de hambre en menos de un día.

También mueren las crías por el tamaño de los pezones, porque son diferentes dependiendo de si es madre primeriza o no. ¡Os lo explico! Una cerda que pare por primera vez tiene un pezón pequeño, pero una grande que ya ha dado de mamar a varias camadas tiene los pezones mucho más grandes. Al parir de nuevo, te encuentras con el problema de que los recién nacidos no pueden mamar, porque el pezón es mayor que su boca, y no les entra. No maman, y mueren.

Para que esto no ocurra, hay una persona en las granjas que cuida las parideras: Su trabajo tiene varias particularidades. Tiene que vigilar que todos los cerdos mamen. Tienen que haber tanta cerditos como tantos pezones, y tiene que cambiar los cerditos. El recién nacido ha de cogerlo y ponerlo a mamar en madres primerizas, para que pueda mamar en pezón de su tamaño, y todos los cerditos tienen que ser del mismo tamaño. Al día siguiente ya han cambiado de tamaño, ya han crecido, porque crecen rápidos, y has de volver a cambiarlos de madre a muchos, y seguir revisando día tras día. Si te descuidas o te olvidas un día, al día siguiente tendrás decenas de cerditos muertos.

Las cerdas no son madres ejemplares, ¡no! No saben si quien mama es su hijo o es otro hijo, y no les importa. Por eso habréis visto alguna vez una cerda dando de mamar a cachorritos perritos o lo que sea. ¡A las cerdas les da absolutamente igual! Les cambias sus crías por las crías de otra cerda y ni se enteran. ¡Tampoco les importa! No tienen ningún vínculo emocional con las crías, y no son cariñosas.

"El gas irrespirable en grandes densidades de cerdos"

Esta realidad ocurre con los cerdos, pero también con las cabras, por ejemplo. La ventana ha de estar abierta, y ha de haber una ventilación perfecta, porque sus excrementos de muchos cerdos producen cantidades enormes de gases tóxicos y monóxido de carbono. Al principio, si no estás acostumbrado, cuesta incluso respirar, y te falta aire, y una persona también podría morir asfixiada. Las ventanas han de estar abiertas, la ventilación ha de ser perfecta, porque si las ventanas se estropean y se quedan cerradas un par de días se van a morir todos los cerdos y las personas que se queden dentro.

Es mentira el mito de que el olor de esos gases sea indetectable. Se huele, y mucho, y tiene una olor inconfundible. Ya desde dos pasos antes de entrar se huele, así que es falso el mito de que los gases de los cerdos no huelen. Sí huele, sí. ¡Y muchísimo! Con las cabras, sobre todo recién nacidas, ocurre lo mismo.

"Los cerdos no se pueden domesticar ni amaestrar"

Otro detalle de los cerdos es que los cerdos reales no se pueden domesticar. No se pueden amaestrar. La gente sí se puede domesticar, pero los cerdos repito que no se pueden domesticar. Es cierto que todos hemos visto gente con cerdos como mascotas, incluso personajes y actores famosos que salen por televisión, pero básicamente te acompañan porque te relacionan con la comida. Saben que les das comida, y esperan la comida, pero nada más. El cerdo no establece ningún vínculo emocional o de manada con el humano o su propietario. ¡No! No es un perro. No tiene empatía. Si un propietario se muere y su cerdo está al lado, el cerdo se lo comerá. ¡Sí! ¡Simple y fácil! Sólo es comida.

Hay gente que usa cerdos para recolectar trufas, por ejemplo, pero eso no significa que el cerdo esté domesticado. ¡Es por conducta instintiva primitiva! El cerdo, tal como os he dicho antes, es un animal de un olfato extraordinario, y detecta las trufas, que están bajo tierra. Cuando las detecta, el empresario aparta al cerdo, y la coge. Si no lo apartas, se come el cerdo la trufa. No es un perro, que detecta, señala y se sienta. ¡Una mierda! El cerdo escarbaría con su gran potencia, y se zampa la trufa en dos mordiscos. No le puedes decir que no la toque, o que se siente. Repito que no es un perro. Los cerdos no se pueden domesticar ni amaestrar.

Tampoco se desplazan como rebaños. Los puedes dejar en praderas y campos, y que coman al aire libre, pero no son ovejas. Es imposible formar un rebaño de cerdos, por decirlo de algún modo. ¡Imposible! Por eso no hay pastores de cerdos. No obedecen. No hacen caso. Van a lo suyo. No se puede hacer trashumancia, y veréis que las culturas nómadas no llevan cerdos a su lado con los caballos.

"Virus compatibles entre humanos y cerdos"

Los humanos podemos transmitirnos virus con agunos animales, y uno de estos animales son los cerdos. Los resfriados se los podemos contagiar, por ejemplo. Por eso de pequeño ya me enseñaron que si estás resfriado no te podías acercar a los cerdos, y también está la mítica gripe porcina. Esa gripe es una matanza entre cerdos. Mueren a decenas, y el humano se las puede transmitir sólo por la ropa.

Eso se sabe desde los tiempos de mis tatarabuelos, y nuestras generaciones pasadas tenían dos ropas, una para la calle, y otra para la granja. No se entraba a la granja con la ropa que habías llevado a la calle o en la escuela, porque por la ropa humana, si hubiera algún virus o bacteria, ya puede enfermar el cerdo.

Ahora todo eso está regulado por ley. Las granjas de cerdos tienen duchas, que te tienes que duchar antes de entrar y al salir, y ponerte la ropa de la granja, sobre todo para evitar la gripe porcina. Os preguntaréis qué ocurre si un cerdo pilla la gripe. Entre ellos se contagian muy rápido, y es una devastación mortal, pero el virus puede llegar a granjas cercanas, por lo que a fecha de hoy las leyes dicen que si a un cerdo se le detecta la gripe porcina hay que sacrificar, es decir matar, a todos los cerdos de las granjas y todos los cerdos de todas las granjas que están en un radio de 10 km del cerdo infectado. Eso es por ley actualmente, en plan resumido.

"Así son los cerdos en realidad"

Ya sabéis más cosas de cerdos, y ahora ya podéis entender por qué la palabra "cerdo" se usa como insulto en muchas situaciones. Es un animal sin escrúpulos y sin vínculos emocionales, y que protagoniza muchas escenas brutalmente duras y escalofriantes. Yo soy bastante insensible, porque lo vi cuando era pequeño con total naturalidad, porque eran cerdos en su estado y su comportamiento natural, y soy distante y frío. Con los cerdos hay que tener mucho cuidado.

De todos modos, hay otro tipo de cerdo que es muchísimo más peligroso, y es el ser humano. Este cerdo, conocido como el ser humano, es el mayor depredador del planeta, y eso que tenemos cocodrilos, tiburones, orcas, tigres, leones, serpientes venenosas y mil especies más ¡Pues no! El más peligroso es curiosamente el mamífero más torpe, patoso, cegato, despistado, analfabeto, y todo lo que quieras, que es el ser humano. Con la gente que pertenece a esta especie hay que ir mucho más en cuidado. Estos otros cerdos son terriblemente peores, y capaces de atrocidades mucho peores de las que os he contado.